Chihuahua

domingo 7 marzo, 2021
Ver más

    Sin luz ni agua cumple 60 días la toma del Congreso de Quintana Roo

    El presidente de la Junta de Gobierno y Coordinación Política, Gustavo Miranda, dice que no pagarán la luz porque sería financiar el movimiento; presume que les ha permitido “la libertad de expresión en el vestíbulo (…), inclusive me he excedido con estas libertades”
    Mely Arellano / LadoB

    Este miércoles 27 de enero se cumplieron 60 días de la toma pacífica del Congreso de Quintana Roo, sin que se hayan atendido los diez puntos del pliego petitorio firmado por 27 colectivas feministas quintanarroenses.

    El documento fue entregado directamente al presidente de la Junta de Gobierno y Coordinación Política, el diputado Gustavo Miranda García, del Partido Verde (PVEM), desde el 17 de noviembre, luego de la represión policial contra las mujeres que se manifestaron ocho días antes en Cancún, por el feminicidio de Alexis, una joven de 20 años.

    De los 60 días que lleva la toma pacífica, 37 han sido sin agua y sin luz, pese a que la  Comisión de Derechos Humanos (CDH) del estado le solicitó al Congreso, desde el inicio de la toma, aplicar medidas cautelares y precautorias para garantizar la integridad y respetar los derechos humanos de las manifestantes, lo que le valió al ombudsman Marco Antonio Toh las críticas de diputados y diputadas locales durante una comparecencia, el 9 de diciembre.

    Al respecto, Miranda García ha dicho, en un video publicado el 15 de enero en su página de Facebook, que “no es nuestra obligación financiar o pagar la luz, y estar nosotros subsidiando los costos, porque es dinero de los contribuyentes, para ninguna manifestación”.

    Y que: “Las medidas precautorias y cautelares (emitidas por la CDH) nos solicitan garantizar la integridad física y permitirles la libertad de expresión en el vestíbulo, cosa que hemos hecho en todo momento, inclusive me he excedido con estas libertades”.

    En su mensaje dice estar abierto al diálogo, aunque la única vez que ha tenido contacto con las feministas fue el 30 de noviembre, cuando acudió a la sede del Legislativo a cerciorarse de que los murales del Congreso, pintados por el artista chetumaleño Elio Carmichael, estuvieran en buen estado. Además, presume que “no hemos hecho uso de la fuerza pública, ni lo vamos a hacer, aunque han habido peticiones de otros actores en el estado”.

    Despenalizar el aborto

    El punto más controversial del pliego petitorio es la despenalización del aborto, una exigencia que las feministas quintanarroenses han mantenido desde hace años y sobre la que han trabajo mediante foros, campañas e iniciativas de ley.

    En ese estado ha habido cuatro iniciativas en menos de tres años sobre derechos sexuales y reproductivos de niñas y mujeres, pero sólo una está vigente —pues una ley aprobada en septiembre del 2020 limita la vigencia de las iniciativas a 150 días—, la del diputado Guillermo López Guillén.

    La condición de las feministas para liberar la toma del Congreso, lo han dicho más de una vez, es que esa iniciativa sea dictaminada y turnada al pleno, sin importar el sentido del dictamen, ni del voto de cada diputada y diputado ya en el pleno.

    Continúa leyendo en nuestro medio aliado LadoB


    TE PUEDE INTERESAR: Nuevo desmonte en Cerro Coronel alerta a vecinos y activistas

    Déjanos tus comentarios

    Recientes

    Notas relacionadas

    Déjanos tus comentarios
    error: El contenido de Raíchali está protegido. Apoya periodismo independiente.