Chihuahua

domingo 3 julio, 2022
Ver más

    Emite CNDH recomendación por desplazamiento de indígenas Triquis en Oaxaca; urge detener conflictos sociales y políticos

    Por Diana Manzo

    #Oaxaca 6 Mar (#Istmopress) Ante el desplazamiento forzado interno que viven personas indígenas triquis de Tierra Blanca Copala, Oaxaca  por  conflictos políticos, sociales y del territorio, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió una recomendación al gobierno de Oaxaca y autoridades locales  a establecer un plan un plan de trabajo, que tenga como objetivo principal impulsar el funcionamiento de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas de Oaxaca (CEAV).

    Mediante la recomendación 36/2022, la CNDH exhortó al al Gobernador Constitucional del Estado de Oaxaca, Alejandro Murat Hinojoza, al presidente municipal de Juxtlahuaca Oaxaca Arsenio Lorenzo Mejía García y al Fiscal General del Estado de Oaxaca, Arturo de Jesús Peimbert Calvo, a atender esta demanda que ha creado el desplazamiento forzado, originada principalmente por intolerancia religiosa conflictos comunales y disputas por tierras y recursos naturales.

    En el informe de  la CNDH, refiere que una de las consecuencias del desplazamiento forzado de las personas de la comunidad indígena triqui de tierra blanca Copala, fue la imposibilidad de subsistir por sus propios medios, así como ejercer sus derechos de manera libre y voluntaria, tener un lugar físico para vivir y alimentarse, trabajar, acceder a educación ó tener los medios y recursos para acceder a centros de salud.

    Asimismo, este organismo federal y autónomo reconoce que existe desplazamiento forzado interno de personas de la comunidad de tierra blanca copala, y algunas familias se encuentran viviendo en la comunidad de Yosoyuxi, sin especificar que hay personas desplazadas en otros lugares, así como en la Ciudad de México.

    A través de un comunicado solicitó a las autoridades oaxaqueñas  proporcione el tratamiento médico, psicológico y tanatológico de manera culturalmente apropiada, según corresponda a las personas desplazadas, porque es importante atender la salud física y emocional.

    También hizo mención  que de manera conjunta, las autoridades del Gobierno de Oaxaca junto con los Ayuntamientos municipales y los sistemas DIF estatal y municipal deberán diseñar un protocolo de actuación dirigido a los diferentes autoridades estatales y municipales encargadas de garantizar los derechos de las personas desplazadas particularmente a la vida, la salud, a la alimentación, educación, entre otros.

    Al Fiscal General del Estado de Oaxaca, Arturo Peimbert, la CNDH  recomendó  brindar atención a las víctimas y demás familiares que acrediten el derecho por la vulneración al derecho humano de acceso de justicia, la reparación integral por los daños causados que incluya la compensación justa y suficiente, así como la atención medica psicológica y tanatológica que en sus casos requiera, con motivo de las violaciones de derechos humanos evidenciadas.

    También exhortó a la Fiscalía de Oaxaca a que diseñe e implemente un protocolo de actuación para casos de desplazamiento forzado interno de personas mediante el cual se investiguen los hechos y delitos relacionados con el desplazamiento.

    Al respecto, Maurilio Santiago Reyes,  activista y defensor del Centro de Derechos Humanos y Asesoría a Pueblos Indígenas (CEDHAPI)  quién brinda acompañamiento a algunas familias solicitó el cumplimiento eficaz y rápido de dicha recomentación.

    Santiago Reyes enfatizó la omisión de la CNDH  al no responsabilizar de estos hechos al Gobierno Federal por su nula atención.

    “La CNDH también debió incluir en la recomendación al gobierno federal para que acate estas recomendaciones, los indígenas triquis llevan décadas viviendo desplazamiento y además conflictos que han generado asesinatos, violencia continua y por supuesto afectaciones emocionales y mentales, esto, ¿quién lo repara?, agregó.

    Cabe mencionar, que en la zona de la mixteca donde está asentado el pueblo triqui de Oaxaca, también hay otro desplazamiento forzado que viven indígenas Ñuu Saavi (mixtecos) de Atatlahuca Oaxaca desde octubre del 2021, son más de 100 familias que huyeron cuando les quemaron sus casas por la defensa del bosque y viven en refugios temporales y otros en la cabecera municipal, sin que hasta el momento las autoridades establezcan un plan de regreso o reubicación.

    De  acuerdo con el  informe de Episodio de Desplazamiento Interno Forzado Masivo en México 2020 de la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de Derechos Humanos CMDPDH, Oaxaca es el Estado con mayor desplazamiento forzado interno con un 21 % de desplazamiento a nivel nacional.

    Este texto fue publicado por Istmo Press, integrante de la Alianza de Medios de Periodistas de a Pie, de la que somos parte 14 medios. Ve aquí la publicación original.


    TE PUEDE INTERESAR: Trabajos con maquinaria pesada en Repechique pone en alerta a comunidad rarámuri

    Déjanos tus comentarios

    Recientes

    spot_imgspot_img

    Notas relacionadas

    error: El contenido de Raíchali está protegido. Apoya periodismo independiente.